Entradas

Mostrando entradas de agosto, 2020

El día a día de una novelista

Imagen
LA PARTIDA   por Estrella Cardona Gamio
Cuento incluido en El día a día de una novelista. Vista desde la Luna, la Tierra era el más hermoso objeto colgante que un terrestre pudiese contemplar. Todo cuanto los antiguos poetas habían escrito llevados de lírico arrebato —esas lámparas del cielo que son las estrellas, la luna, iridiscente perla sin mácula— se quedaba corto ante la realidad: un planeta azul, inmenso, flotando sobre el horizonte contra un cielo negro y ofreciéndose como desorbitado blanco a los dardos inclementes del sol. Un planeta azul y siena, que las gigantescas nubes empañaban de vez en cuando.Ese era su planeta, su mundo natal, en donde él había nacido hacía 25 años, le habían educado, y había crecido hasta convertirse en lo que actualmente era, en la complicada acepción que le designaba como científico astronauta, militar y colonizador, nada demasiado absurdo ni fantástico en las casi postrimerías del siglo XXI.Contemplando nostálgico la omnipresente Tierra, Gea, Gaia, …